Día mundial del Folklore

Homero Coronel Montes describe y homenajea a todos nuestros referentes en el día Mundial del Folklore.

(Homero Coronel Montes) Mas allá de la definición y el origen de la palabra folklore quiero en este día rendir un homenaje a nuestro acervo nativo, es decir, de La Rioja. Aunque el folklore en nuestro país tomo dimensión nacional después de 1935. En nuestra provincia los antecedentes son muchos. Primero se proyecta en la literatura con la obra MIS MONTAÑAS de Joaquín V, González que hace conocer las costumbres, las fiestas populares (la chaya) y las religiosas (la virgen india de Sanagasta) y el espíritu indígena hecha leyenda como el Indio Panta, músico de las procesiones y bailes, héroe popular y bullanguero. El solo valía la felicidad de su pueblo. Escribía Rafael Obligado al saludar la publicación del místico de Samay Huasi. Agregaba Obligado “Bienvenida sea la musa montañesa a hacerse conocer de los porteños que joven, que fresca, que hermosa...Morocha de nuestras montañas, desconocida aun, pero amada y presentida largo tiempo”. Aquellas palabras eran los primeros pasos de hacer conocer nuestro espíritu y genio de La Rioja. Retornando al comienzo de esta humilde colaboración las referencias de La Rioja se conocen allá por 1939 cuando se menciona entre los pioneros al conjunto Llajta Sumaj de los riojanos Velardez y Vergara. Por otro lado existen también antecedentes del conjunto de los Hermanos Peralta Dávila de Chilecito incursionando en Buenos Aires, donde grabaron el himno riojano, LA CHAYA ,en el sello discográfico Odeón ,con la participación de varios artistas de esa empresa (Odeón) la riojana Rosita de La Rioja, Antonio Pantoja entre otros. También se merece un marco especial en estas evocaciones Eusebio Zarate que solitariamente iba instalando a La Rioja entre las primeras provincias que aportaban al cancionero argentino su folklore regional. La radiofonía en la década del 30, prestaba poca atención a la música del interior del país. Las corrientes inmigratorias, especialmente, la italiana, influían para que sobresalga el tango y su esplendor en la década del 40 como un folklore urbano circunscripto a Buenos Aires y ocupaba los principales programas radiales. Una referencia de la poca trascendencia del folklore lo da un anuncio de la revista Antena en 1935-segun el folklorogo Carlos Vega-la actuación de un intérprete de música aborigen (sic) un joven llamado Atahualpa Tupanqui (por Yupanqui).Hoy uno de los iconos del canto nuestro. Volviendo a La Rioja aquí el movimiento folklórico comienza a impulsarse desde la aparición en Buenos Aires del conjunto de los Hermanos Albarracín que actúan en horario central en la prestigiosa emisora de alcance nacional LR1 Radio El Mundo. Desde ahí se comienza la aventura de actuar en la Capital Federal y así, por ejemplo, Los Vicentinos (José Oyola, Chacho Olivera, Cuadrado Cabrera Y Tabo Espinosa) originan cierto éxodo de jóvenes valores buscando en la Gran Urbe su consagración. Pero es Cosquin en Córdoba donde se instala con su Festival la rampa de lanzamiento a la fama de los que tienen la oportunidad de actuar en su escenario levantado en la Plaza principal de esa ciudad serrana. Por supuesto también para los riojanos que con la chaya, su delegación de danzas, humoristas y cantores difunden nuestro folklore a nivel nacional e internacional, Los Gauchos, Pancho Cabral, Quito Carballo, Chito Zeballos, Ramón Navarro, Grupo Vocal Norte, Instituto Mis Montañas con Nélida Rearte de Herrera, Sergio Galleguillo y muchos más ponen el acento de nuestra Rioja con identidad propia. En cuanto a los festivales, a similitud de Cosquin, en Chilecito se organiza el primero en la provincia, El Festival del Cancionero Nativo Riojano, organizado el Club Atlético de esa ciudad con la participación de cantores vidaleros y poetas, recitadores, parejas de danzas, de todos los departamentos de La Rioja en un verdadero intercambio y descubrimiento de valores que lograron hacerse conocer y proyectarse hacia el país. Esto sucedía en l964 con la inquietud de un grupo, apoyado por toda la sociedad chileciteña y sus autoridades, como Agustín “Tin” López, Fue Nader, Dr. Vexenat, Coco Larraín, los Hno. Coria Peñaloza etc. Este festival tuvo la satisfacción de recibir a figuras como Gabino Coria Peñaloza, Edgar Romero Maciel, José Oyola, Etc. Además todo el pueblo ofrecía sus domicilios para alojar a las delegaciones en una demostración de alegría y hospitalidad durante cuatro días (jueves, viernes, sábado y domingo). Ello origino que otros departamentos organizaran sus festivales sobresaliendo hasta hoy lo que nació, como Fiesta Nacional de la Chaya y la Serenata cuyos primeros organizadores en l968 fueron la Asociación Folklórica Riojana y Agencia Mayo del ya desaparecido Juan Carlos “Loco” Ávila. Hoy continua vigente y con repercusión nacional y internacional organizado por la empresa Nueva Época del recientemente desaparecido locutor y empresario Edgardo “Brujo” Vergara. Por su parte, hoy, las ciudades del interior de la provincia realizan su festival como Chepes, Ulapes, Milagro, Chamical, Chilecito, ahora con Navidad en los Cerros, Aminga, Las Peñas, Tama etc. Así en una apretada síntesis hacemos un homenaje al día Internacional y Nacional del Folklore con los músicos y cantores pero no puedo olvidarme de los aportes literarios de Héctor David Gatica, Ariel Ferraro, el “mono” Squeo, José Oyola; Chacho Olivera, José M. Paredes, Teófilo Celindo Mercado, Teresita Flores, Lucia Carmona y a muchos más que también brindamos el agradecimiento por su aporte a fortalecer el orgullo grande de sentirnos todos los días bien riojanos. A todos ellos felicidades en este día.

Noticias Destacadas